Publicado: 15 de Octubre de 2014

El parto es en sí mismo un “traumatismo” para el cráneo del bebé, de hecho, sólo un 12% de los recién nacidos presentan un cráneo totalmente libre (Viola Freeman). Revisar la cabecita de tu bebé con Osteopatía te permitirá tratar y / o prevenir problemas como asimetrías craneales y faciales, cólicos, inquietud, reflujo o incluso el desarrollo de futuros problemas posturales como la escoliosis.

No obstante no se debe olvidar el tratamiento de la embarazada y sus trastornos, teniendo en cuenta que puede estar perturbando al normal desarrollo del feto.

Con técnicas de terapia manual se tratan las patologías comunes que afectan al bebé: cólicos del lactante, tortícolis congénita, otitis de repetición, obstrucción del canal lagrimal, bronquiolitis, etc.
Todo esto, con el objetivo de prevenir que la futura salud de nuestros hijos sea lo más saludable posible.

¿QUÉ ES LA OSTEOPATÍA PEDIÁTRICA?

El arte de la osteopatía pediátrica consiste en conocer muy bien que es lo que está afectado, su etología y como tratarlo. El tratamiento osteopático en recién nacido es una disciplina muy conocida por su eficacia y prevención.

Se trata de técnicas manuales suaves de exploración y tratamiento de todo el sistema estructural, visceral y craneal con la finalidad de devolver el equilibrio fisiológico tanto en bebes como en niños. Por ejemplo; trabajando sobre las fibras óseas podemos actuar sobre el crecimiento anormal de un hueso de la esfera craneal para prevenir posibles alteraciones.

Con estas técnicas abordamos distintas patologías comunes que afectan a la gran mayoría de bebés asi como: cólicos del lactante, malformaciones craneales, estreñimientos, obstrucción del canal lagrimal, tortícolis congénita, otitis de repetición, problemas respiratorios, etc.

¿CUANDO DEBERÍAMOS ACUDIR A UN OSTEÓPATA?

Los síntomas más comunes que preocupan a los padres y como consecuencia alertan de una posible visita al osteópata son: inquietud en el sueño, llanto repetitivo y excesivo, tripa hinchada y dura, regurgitaciones excesivas, movimientos raros y llanto tras las tomas, zonas planas en la cabezita, que el niño mire siempre hacia el mismo lado, rechazo excesivo a la comida……
Cabe informar a los padres que el TRATAMIENTO OSTEOPÁTICO DEL BEBÉ no es nada invasivo y que como prevención, todo niño que nace debería ser revisado por un osteópata.

¿QUÉ ES LA FISIOTERAPIA RESPIRATORIA PEDIÁTRICA?

La fisioterapia Respiratoria pediátrica es una de las terapias más importantes a la hora de tratar enfermedades pulmonares obstructivas, restrictivas, crónicas y agudas. Se trata de un campo especifico de la Fisioterapia encargado de desarrollar técnicas para la prevención, curación y estabilización de alteraciones que afectan al sistema respiratorio del bebe y niño afectado.
Concierne a todas las edades pero sobre todo a la edad infantil (desde los primeros meses de vida es posible el tratamiento).

En otros países como Francia es una terapia muy desarrollada no solamente en el ámbito particular sino en Hospitales públicos, se considera una gran herramienta para tratar problemas respiratorios de toda índole tanto en adultos como en bebés. La práctica de esta terapia no solamente mejora la calidad de vida sino que también salva las vidas de los niños con problemas severos como por ejemplo; fibrosis quística entre otras.
Está indicada en: Bronquiolitis, neumonías, otitis, rinitis, fibrosis quística, bronquiectasias, atelectasias, asma, problemas perinatales como la displasia broncopulmonar, catarros de repetición, etc.

Resultados de la Fisioterapia Respiratoria:

  • Evita infecciones y complicaciones broncopulmonares.
  • Disminuye el número de ingresos y estancias hospitalarias.
  • Facilita la expectoración de secreciones, con lo que el niño mejora la alimentación y el sueño.
  • Disminuye la respuesta inflamatoria bronquial, lo que conlleva la disminución del daño a largo plazo de las vías aéreas.
  • Mejora los niveles de oxígeno en sangre.
  • Favorecer la expansión torácica tras intervenciones quirúrgicas, dolores abdominales, cólicos lactante, neumonías
  • Con técnicas de terapia manual no invasivas, se consigue eliminar mucosidades tanto de vías altas como a nivel pulmonar y los pacientes evolucionan de una manera satisfactoria con prontitud.

¿Qué podemos tratar en la Clínica J.J. Boscà con Fisioterapia y Osteopatía pediátrica?

  • Cólicos del lactante
  • Tortícolis congénita
  • Otitis de repetición
  • Bronquiolitis
  • Bronquitis – Asma
  • Problemas respiratorios
  • Asimetrías craneales y faciales
  • Catarros de repetición
  • Obstrucción del canal lagrimal
  • Problemas de succión
  • Estreñimiento
  • Diarrea
  • Inquietud
  • Reflujo
  • Prevenir problemas del aprendizaje o el desarrollo de futuros problemas posturales como la escoliosis.

En la Clínica Juanjo Boscà Gandia evaluamos a cada bebé antes de iniciar el tratamiento de Fisioterapia Respiratoria, puesto que en algunos casos se debe combinar con aerosoles, broncodilatadores y tratamiento pautado por el médico. Enseñamos consejos muy prácticos a los padres, supervisamos la higiene diaria del lavado nasal en el bebé y les enseñamos técnicas que pueden realizar a sus bebés en su domicilio.
Llámanos al 96 283 65 69 / 606 32 00 31 e infórmate

APROVÉCHATE DE NUESTRA PROMOCIÓN KIT MAMÁ Y BEBÉ.